Endodoncia

La endodoncia consiste en la extirpación parcial o total de la pulpa dental. Se aplica en piezas dentales fracturadas, con caries profundas o lesionadas en su tejido pulpar donde a veces cursa con una sintomatología de pulpitis.

LOS OBJETIVOS DE LA ENDONCIA

  • Limpiar el sistema de conductos radiculares: bacterias, tejido necrótico, etc., con el fin de dejar el conducto lo más aséptico posible mediante una instrumentación biomecánica y/o de manera medicamentosa
  • La obturación del conducto radicular tridimensional con forma y tamaño adecuados: se da forma cónica de la corona al ápice del diente. Se crea un tope oclusal para que el relleno esté ajustado a la longitud de la raíz y, por último, habrá que respetar la morfología original del conducto
  • Conseguir el sellado del conducto
  • Conseguir un cierre biológico a nivel histológico a largo plazo, consiguiendo el éxito histológico de la terapéutica del conducto radicular